Las estrellas norcoreanas del patinaje brillan más que nunca en PyeongChang 2018

Jamie Squire/Getty Images

Aunque los patinadores norcoreanos no pudieron subirse al podio en esta edición de los Juegos Olímpicos de invierno, demostraron a propios y a extraños porqué fueron los únicos atletas de Corea del Norte en clasificar por méritos propios a la 23va. edición olímpica de invierno.

Uno de los hechos que más ha llamado la atención durante la justa olímpica invernal de 2018, ha sido la aparición de Corea del Norte durante los juegos, en la que la mayoría de los representantes de esta delegación se ganaron su lugar como una concesión especial después de una larga plática entre ambas Coreas y después de la aceptación del COI. Sin embargo, la pareja de patinaje artístico conformada por Ryom Tae-ok y Kim Ju-sik lograron su clasificación a estos juegos al quedar sextos en el Nebelhorn Trophy de 2017, celebrado en Alemania.

Paul Chiasson/CP

Así, el martes 13 de febrero a las 7.30 pm, hora de México (miércoles 14 de febrero, 10:30 am, hora local) dio inicio el programa corto de patinaje en parejas en PyeongChang y esta pareja, una de las más esperadas de la noche, hizo su debut.

Desde un principio, ambos sabían llegar al podio iba a ser difícil, por lo que su meta no fue esa. Su objetivo principal durante esta competencia era superarse a sí mismos, mejorar su propia marca y poder clasificar al programa largo entre los mejores 16 de las 22 parejas participantes en el programa corto.

Al ritmo de un cover instrumental de A Day in the life de The Beattles, esta pareja logró su objetivo en el primer día de competencia al conseguir una calificación de 69.40, con lo que rompían su propia marca y se posicionaron en el 11vo. lugar de la clasificación, ganándose su pase al programa largo para pelear por alguna medalla.

Aris Messinis/AFP/GETTY IMAGES

El programa largo tuvo lugar el 15 de febrero en Corea, 14 de febrero en el hemisferio occidental, y de nueva cuenta la pareja norcoreana rompió su propia marca al alcanzar 124.23 puntos en la rutina libre, repitiendo aquella que les daría el pase a PyeongChang en 2017 con el tema franco-canadience Je ne suis qu’une chanson.

De esta forma, Ryom y Kim, consiguieron una nueva marca de 193.63 en ambas competencias, colocándose en la 13va. posición general del patinaje artístico de parejas, ganándose una de las presentaciones más aplaudidas y ovacionadas en la Gangneung Ice Arena. Con esto, esta pareja norcoreana ha demostrado que pueden brillar con luz propia gracias a su habilidad y gracia y no solo por reflejo de la tensa relación del Norte con el Sur.

AP Photo/Julie Jacobson

Deja tus Comentarios