Origami: el arte de crear piezas de papel

arte del origami

Al escuchar la palabra origami lo primero que se nos viene a la cabeza son todas aquellas figuras de papel que se pueden crear. Pero el arte del origami va más allá que solo hacer dobleces. Aquí te contamos en qué consiste.

Por: Citlali Marin

El papel es un material importante en la humanidad. No solo ha servido para plasmar grandes obras; también ha ayudado a desarrollar diferentes tipos de artes como lo es el origami. Y es que con una simple hoja de papel es posible formar figuras sencillas o muy complejas.

Para conocer más sobre esta manualidad comencemos con la definición. El origami es es un arte que consiste en realizar figuras con papel. La técnica que se usa permite el uso de dobleces con las manos, pero no se deben hacer cortes o usar pegamento. 

 

El origen y desarrollo del origami

 

La historia del arte del origami se remonta a los siglos I y II d.C. Y aunque erróneamente se suele pensar que el origami tiene un origen japonés, este realmente surgió en China, país donde también se creo el papel. Fue hasta el siglo VI que este arte fue exportado a Japón por los monjes y se popularizo.

En un principio este arte tuvo el nombre de orikata, que significa formas dobladas. Posteriormente el nombre se cambió por la palabra japonesa origami que se conforma de dos vocablos japoneses: Ori que significa doblez y de la palabra Kami que significa papel. 

Por un largo tiempo el origami formó parte importante en las ceremonias de la nobleza, pues en esa época conseguir papel era un lujo que no todos podían tener. Solo era accesible para las clases privilegiadas y la religiosa.

Alrededor del año 1,700 d.C. el papel bajó su costo, por lo que se volvió accesible a toda la población. Aunque la calidad de este aún servía para distinguir los estratos sociales.

Para el periodo Edo o Tokugawua, cuando ocurrió la liberación del arte, se hizo el primer libro sobre este arte. Traducido al español se conoce como El secreto de doblar mil grullas, de Senbazuru Orikata en 1787.

La práctica del origami se generalizó en todo el mundo en el siglo XX. Su popularidad creció de tal manera que este arte se enseñaba en las escuelas de Japón.

A pesar de lo simple que puede parecer hacer origami, la verdad es que para llegar a la construcción de una pieza final se necesita de un patrón de formas y matemáticas.

 

Clasificación del Origami

 

Así como cualquier arte, el origami también tiene una clasificación. Esta se basa en la época en las que se desarrolló, las técnicas de doblado y el tipo de papel que se emplea. Actualmente dicha clasificación contempla 80 diferentes tipos, a continuación veremos algunos de los más conocidos:

  • Origami de acción: son aquellas figuras de papel que realizan algún tipo de movimiento. Como por ejemplo las ranas que brincan y los aviones de papel.
  • Origami sonoro: Todos aquellos modelos de origami que producen sonidos.
  • Rompecabezas: son figuras de papel que siguen patrones de figuras o colores y tienen movimiento para resolverse.
  • Origami tradicional: Son figuras que se hacen con dobleces, pueden ser en 2 o 3 dimensiones.
  • Origami compuesto: Para conseguir el modelo final tiene que estar compuesto por dos o más hojas de papel cada una doblada de forma diferente.
  • Kirigami: Es el origami que permite que se realicen cortes en el papel,  la cual viene de la palabra “kiru” que significa cortar, es con esta técnica es que se hacen los copos de nieve de papel.

A continuación te compartimos un tutorial para hacer una grulla de papel que mueve las alas.

 

 

Mil grullas de papel

 

En japón existe una leyenda relacionada con el origami. Según la creencia si una persona hace mil grullas de papel se le concederá cualquier deseo. Incluso se le puede conceder la felicidad, la recuperación de una enfermedad o la buena suerte eterna. 

Si te preguntas ¿Por qué una grulla? Esto es debido a que en varias culturas asiáticas como la china y coreana, esta ave es considerada como un animal místico. Esto es debido a las características que tienen, como su belleza y los bailes de apareamiento que realizan. También son un símbolo de felicidad y juventud eterna.

El camino para poder realizar las mil grullas es sin duda alguna una muestra de fuerza, determinación y belleza.

Y tú ¿Alguna vez intentaste hacer origami?

Deja tus Comentarios