Bastardines: Cuando lo kawaii encontró a un diseñador

Victor Mendoza, diseñador de profesión, inició hace más de seis años un proyecto personal a manera de escape de su trabajo en agencias de publicidad. Comenzó un blog donde subía una ilustración diaria con un toque de humor, a veces muy ácido o sarcástico, pero siempre con alguna referencia hacia algún elemento de la cultura pop: Kitty, Star Wars y hasta Cepillín fueron inspiración del blog Bastardines, la semilla de lo que hoy, desde hace tres años, es su marca de playeras y accesorios.

Ha participado en diversos bazares como el Libre Liebre Bazar y Kawaii Fest. Sus ilustraciones tienen temas variados, sin embargo, con el furor por la cultura asiática en general, Bastardines ha incluido diseños relacionados a ello, además de que el anime ha sido una fuerte influencia para Victor en su formación como diseñador.

En K-magazine platicamos con él para que nos contará cómo ha sido su experiencia como emprendedor en este mercado.

bastardines

KM: ¿Cómo se dio tu acercamiento con la cultura asiática?

Victor: De niño veía animes como Dragon Ball y Los Caballeros del Zodiaco. En realidad la cultura asiática, pero es algo que permea en muchas cosas. De Asia me gusta que tienen propuestas muy distintas a lo que podrías pensar de algún producto. Otra de mis influencias son las películas de los Estudios Ghibli, las cuales sigo desde que comencé mis estudios en cine. De ellas me gusta su estética y su narrativa.

Y estos recuerdos han salido a flote en sus bocetos en lápiz y papel, que es la manera en como Victor prefiere iniciar sus diseños, para más tarde trabajarlos en la computadora.

KM: ¿Cómo inició la marca?

Victor: Siempre había tenido la inquietud de dibujar, pero nunca le había dado una importancia mayor, era más una manera de pasar el tiempo y no creía que pudiera dedicarme a eso y menos tener una marca. Estaba en la escuela de diseño (hoy Facultad de Artes y Diseño de la UNAM) y me enfocaba en la fotografía.

Entré a trabajar en agencias y por el cansancio busqué algo que me ayudara a distraerme. Inicié el blog como algo terapéutico. Y a mis amigos les empezó a gustar, compartieron mi trabajo y más gente me conoció.

Mientras tanto seguía trabajando en agencias, hasta que llegué a un punto en que tuve que decidir qué era lo mejor: seguir de la misma forma o trabajar en algo propio. Y decidí dedicarme a esto.

KM: ¿De dónde surge el nombre de Bastardines?

Victor: Bastardines siempre ha estado en mis frases. Con mi hermana jugaba mucho a decirnos entre nosotros “bastardines” en una onda de insulto, pero con cariño. Siempre lo tuve presente hasta el momento en el que hago el blog  y al pensar en un nombre me acordé de la frase y encaja perfecto para expresar esta sensación que tienen mis ilustraciones: desgracia, pero también un poco ácido y también sarcástico.

bastardines

KM:¿Qué significó para ti dejar la estabilidad de un trabajo y dedicarte a Bastardines?

Victor: Fue más una crisis de edad por no saber hacia dónde avanzar. Y sentí que ese era el momento para hacer algo donde todo fuera redituable para mí o si no ya no lo iba a poder hacer después. Sí hubo incertidumbre, pero ya estaba cansado del ritmo de trabajo de algunos lugares y de no poder desarrollar cuestiones personales.

Afortunadamente ha ido funcionando poco a poco, pero va escalando.

KM: ¿Quién más es parte de este proyecto?

Victor: Yo hago las ilustraciones y me encargo de la producción. Y mi novia me apoya en los bazares y es un par de ojos más para darme su punto de vista sobre algunos trabajos, ya que ella también es diseñadora.

KM: ¿Te gustaría tener una tienda física o continuarás con las ventas en línea?

Victor: Sí me gustaría tener una y está considerado, pero lo más inmediato es la tienda en línea. Antes era más difícil que la gente comprara, aún quedan dudas en México, pero poco a poco las plataformas han mejorado la seguridad y al ver gente que compra de esta forma, más gente se anima.

Aunque varios siguen prefiriendo verme en algún punto intermedio o bazar para probarse las playeras, por lo que la tienda en línea se enfoca más a quienes viven fuera de la ciudad.

bastardines

 

KM: ¿Cuál es el futuro de la marca?

Victor: Por ahora me concentraré en el proceso creativo de las playeras y los tote bags para poner más atención en la calidad de los diseños y tener mayor rotación de los mismos.

Y diseñar para Victor es una cuestión más lógica: “componer con buenos colores, tener un buen mensaje y darlo a entender con claridad, acomodándose en una buena composición y tu producto tenga el impacto que esperas”.

Deja tus Comentarios