El K-pop y el dance cover ¿aleja a la juventud mexicana de las adicciones?

K-pop World Festival 7

El K-pop (música pop coreana) se ha vuelto sumamente popular en el mundo, en México se ha generado su crecimiento debido a la fusión del K-pop con la música latina. La música proveniente de Corea del Sur ha sido aceptada en su mayoría por los adolescentes y jóvenes, repercutiendo de manera positiva dentro de sus vidas diarias. Ya que esto no se queda en solo escuchar la música, muchos de ellos han aprendido el idioma coreano para comprender mejor a sus idols, pero también los ha llevado por el camino del dance cover, el baile. 

De acuerdo con un artículo realizado por NOTIMEX, los jóvenes mexicanos se alejan de las drogas y de la delincuencia gracias al K-pop, ¿será cierta esta premisa? La agencia de noticias entrevistó a los chicos que toman algunas de las calles más concurridas de la Ciudad de México para practicar las coreografías de sus idols favoritos, mientras comparten su tiempo con otros jóvenes que también muestran amor por el K-pop.

“Logramos amistades, nos lleva a ocuparnos, a romper con la ociosidad y a alejarnos de las drogas o el vandalismo; nuestro tiempo lo empleamos para cuidar nuestro cuerpo, acondicionarlo y a vivir la vida”, mencionó en entrevista con NOTIMEX uno de los practicantes del dance cover.

Los jóvenes en el país representan el 31% de la población, es decir que hay alrededor de 37. 5 millones de jóvenes de entre 12 a 29 años de edad, esto de acuerdo con las estadísticas presentadas por el Instituto Mexicano de la Juventud (IMJUVE) durante el 2018. Este estudio apunta que la discriminación, junto con la pobreza, son los principales problemas que aquejan a los jóvenes mexicanos, convirtiéndolos en un sector altamente vulnerable, por consecuencia son propensos a caer en la violencia y las adicciones.

“El baile para nosotras es la mejor forma de hacer ejercicio, tener condición física y una buena salud al liberarnos del estrés”, explicó Naguibe Flores Fuentes a NOTIMEX.

El Dance Cover más que la imitación de coreografías

“Los grupos de dance cover son la evidencia de que el K-pop no solo es música en otro idioma, sino sinónimo de inspiración, superación y talento. Es una manera de adoptar un estilo de vida, pues no simplemente son movimientos, es imitar e incluso mejorar lo que tu estrellas favorita hace en el escenario”, escribíamos en K-magazine durante nuestro especial de Dance Cover.

Para entender cómo es que el dance cover puede repercutir, de manera positiva, en la vida de la juventud mexicana, hay que entender que esto va más allá de solo aprenderse una coreografía o escuchar K-pop. En México, así como en Latinoamérica, los concursos de dance cover han cobrado gran relevancia y que han llevado a muchos de ellos a competir hasta Corea del Sur.

Uno de los principales eventos, muy conocido entre los que realizan esta actividad, es el K-pop World Festival (KWF), el cual se celebra en alrededor de 20 países y es organizado por el gobierno surcoreano. El KWF tiene como objetivo impulsar y apoyar a los grupos de dance cover para que puedan mostrar su talento.

México ha contado con representantes en algunas de las ediciones del KWF a nivel global, cuya final es realizada en Corea del Sur.  Y como el nombre lo indica van grupos y jóvenes de diferentes partes del mundo con la meta de ser reconocidos como los mejores, pero también con la de poner a sus países en alto.

Algunos mexicanos que han llegado hasta Corea y han podido practicar a lado de grandes profesionales del K-pop, tanto en baile como en canto, se encuentra Ryan, quien se ganó su pase a la final durante el KWF del 2015 en la categoría de canto, mientras que por el lado del baile está el grupo de chicos LGDN que se presentaron en Corea en el 2016. 

En entrevista con Ryan nos comentó todo lo que implicó su pase hasta la final de KWF, dejando en claro que el dance cover no solo es viajar a Corea sino entrenar de la mano de los que están detrás de esas perfectas y llamativas coreografías que tanto caracterizan al K-pop.

“Comenzábamos a las 6 am y terminábamos a las 10 pm. Tuve la fortuna de contar con entrenadores de gran calidad, los concursantes no van simplemente a disfrutar Corea, van a entrenar realmente. Teníamos clases de baile, canto, modelaje, nos enseñaron cómo ser ‘idols’”.

El dance cover en México ha ganado terreno poco a poco, es más que solo aprenderse una coreografía, es practicar la disciplina del baile y de diversificarse. Es decir que no se trata de saber solo lo que hay en las coreografías del K-pop, sino experimentar en otros géneros y estilos. Al país han llegado algunos coreógrafos que han estado detrás de grandes agrupaciones del pop coreano para poder compartir con los jóvenes su experiencia y su sabiduría en el baile.

Kpop Academy, entrenamiento de idol

Tal vez el dance cover representa, para muchos que lo practican, una forma de vivir, de conocer a más personas que comparten el amor por la cultura coreana, de sentirse parte de algo. Lo cierto es que hasta el momento no hay estadisticas ni datos que sostengan la premisa de que el K-pop aleja a los jóvenes de las drogas u otras adicciones.

Pero podría decirse que el dance cover al igual que los deportes u otras disciplinas mantienen a los jóvenes ocupados, resultando como una ruta de escape de lo que los rodea. 

¿Quieres saber más?

Te invitamos a leer nuestros especiales dedicados al dance cover:

K-pop Dance Cover, el camino a un nuevo estilo de vida

Deja tus Comentarios

Aleida Guevara
Egresada de la carrera de Comunicación y Periodismo en la Facultad de Estudios Superiores Aragón. Mi interés por la cultura coreana surgió con lo dramas, posteriormente me interese por el K-indie y el K-pop.